Entrevista a Hiram Gaviria: "Venezuela es presionada hacia una economía verde"

Alba Marina Gutiérrez (Entorno Inteligente). El actual presidente de la Comisión de Ambiente, Recursos Naturales y Cambio Climático de la Asamblea Nacional de Venezuela, Hiram Gaviria está convencido que el liderazgo político y los medios pueden presionar para que el país transite hacia una economía verde y energías alternativas. Asegura que la comisión que preside hará contraloría ante la sobreexplotación, deterioro o encubrimiento de hechos penales que sufren algunas Abrae. Afirma que leyes imprecisas, falta de voluntad política, desidia del sector público, privado y de la ciudadanía favorecen que – en Venezuela− no existan presos por delitos ambientales o maltrato animal.

En entrevista con la red Periodismo ante el Cambio Climático (PCC), el diputado Hiram Gaviria (UNT−Aragua), actual presidente de la Comisión de Ambiente, Recursos Naturales y Cambio Climático de la Asamblea Nacional (AN), quien es veterinario de profesión y ostenta una amplia experiencia en agricultura, reconoció que conoce “muy poco del asunto ambiental (como me sucedió cuando fui diplomático)”. Sin embargo, señaló que “humildad y dedicación”, son clave para incursionar en escenarios desconocidos.

Su hoja de vida indica que habla cinco idiomas; pero en el seno del parlamento le basta el español aderezado de diplomacia y empatía para conciliar con el tempo legislativo. Negó la posibilidad de abandonar la comisión a mitad de período, como lo hizo su paisano zuliano, el parlamentario que le precedió, Julio Montoya, para aspirar a la Alcaldía del municipio San Francisco en el estado Zulia.

A sus electores de Aragua les envió un mensaje:

“Las primeras dos comunicaciones que he firmado,, como presidente de la comisión están dirigidas al general Cliver Alcalá como responsable del Estado Mayor para el caso del Lago de Tacarigua y al gobernador del estado, Rafael Isea, solicitándoles una reunión”.

Gaviria fue consultado sobre diversos temas, asociados a su trabajo en el parlamento verde venezolano.

PCC− ¿Cuáles son sus expectativas y la meta para este período legislativo 2012−2013?
HG− Fundamentalmente coadyuvar en la elaboración de leyes de la República, en este caso, en el campo que nos concierne que es la protección del ambiente; principal función, pero no es la única. Nos corresponde, también, una función contralora, ver si los organismos públicos y el sector privado dan cumplimiento a la normativa existente.
En el ámbito legislativo nos vamos a concentrar en tres anteproyectos de leyes que ya venían siendo trabajados por la comisión anterior: Ley de Bosques aprobada en primera discusión; que formaba parte de la Ley de Ordenación del Territorio; pero ahora, se le quiere dar a los bosques −de nuestro país− un rango mayor. En abril irá a plenaria y esperamos su sanción en el primer semestre de 2012. En segundo lugar, una Ley para las Áreas Bajo Régimen de Administración Especial (Abrae), se harán consultas en universidades, academias, sector público y privado para lograr un anteproyecto (exposición de motivos y articulado); estimo que esté listo para el segundo semestre de 2012. Luego, la Ley de Agroecología que pretende darle protección y estímulo a cultivos ecológicos, principalmente de montaña, generadores de agua como el café y el cacao. Esta sería la agenda legislativa. Sin embargo, este plan no impide que podamos introducir otras leyes (por iniciativa popular o parlamentaria) como es el caso de la Ley sobre Cambio Climático, tema de análisis en la subcomisión creada para este asunto.
Sobre la función contralora, hemos pedido a la Secretaría de la comisión que nos pase una relación de las denuncias que se recibieron en 2011; las estamos clasificando, les daremos prioridad y atención a esos casos y a las denuncias. Pero también hemos solicitado y −estamos estudiando− el ordenamiento jurídico nacional para velar por su cumplimiento. Tenemos leyes e instrumentos legales sobre agua potable, protección de ríos, cuencas, lagos, desechos sólidos; y existe la impresión que no hay fiel cumplimiento de estas normativas legales, nos corresponde velar.

PCC− Existen denuncias sobre la presencia de mafias madereras, narcotraficantes y paramilitares en algunas de las Abrae. ¿Qué se ha planteado la comisión respecto a este asunto?
HG− Seremos muy celosos en nuestra función contralora para dar cumplimiento. Estamos recopilando la información para actuar de manera ordenada. En el caso de las Abrae, si bien no existe una ley particular, y por esa razón tenemos contemplado un instrumento legal, el 15 de diciembre pasado sancionamos la Ley Penal del Ambiente que tipifica cuáles son los delitos y establece las penas. En este caso particular, se cuenta con instrumentos jurídicos para actuar dentro del ordenamiento jurídico, en esas Abrae, que están siendo objeto de sobreexplotación o de encubrimiento de hechos penales, no sólo contra el ambiente sino contra las personas y los bienes. Usted cita el caso de las Abrae; pero existen otros delitos ambientales que han sido motivo de denuncia.

PCC− ¿Por qué la legislación ambiental venezolana es tan laxa para sancionar en esta materia? ¿Por qué no existen presos en el país por daño ambiental o maltrato animal?

HG− Por dos razones. Una porque los instrumentos legales con los que contamos −en algunos casos− son muy generales y permite escabullirse cuando comenten un delito ambiental. Pero la razón de más peso es la falta de voluntad política para hacer cumplir las leyes. Para nosotros, el ambiente no es tema de la cotidianidad, nos resulta distante, no apreciamos lo que el deterioro del ambiente afecta nuestras vidas cada segundo. Entonces pensamos que el verter aguas servidas o contaminantes en ríos o lagos no afecta nuestras vidas en lo inmediato; como consecuencia no hay una conciencia ciudadana sobre la necesidad de proteger el ambiente y menos del cumplimiento de las leyes. Puedo citar que en el caso del Lago de Tacarigua o Valencia, ha habido omisión, complicidad y desidia durante muchos años por parte de los organismos públicos y del sector privado pero también de la ciudadanía. Es tiempo de llamar la atención sobre la afectación inmediata que sufre el ciudadano al deteriorar el ambiente.

PCC− ¿Qué propone para construir ciudadanos ambientalmente responsables y cómo movilizar la voluntad política?
HG− Primero que el liderazgo político de la nación, todos los poderes públicos en ejercicio, el liderazgo empresarial y el que expresan los medios de comunicación entiendan que el tema ambiental es de primera prioridad. Si estos liderazgos no lo asumen poco podemos pedirle al ciudadano común que lo haga. Esta práctica es impostergable. En esta fase el sector educativo tiene mucho qué hacer. Mientras que la labor de la comisión es asumir la responsabilidad para llamar la atención del liderazgo político como representantes del pueblo; y que hagamos todo lo posible para el cumplimiento de las leyes. Vayamos a casos particulares no podemos seguir tolerando que los gobiernos regionales de Aragua y Carabobo, que tienen distintos signo políticos, sigan con la misma indiferencia e indolencia ante un problema que les es inmediato. Hay que levantar con mucha fuerza la voz para que el liderazgo y la ciudadanía entiendan que el deterioro del ambiente causa efectos inmediatos, afectaciones a mediano y largo plazo que no podemos permitir.

PCC− Quiero apelar a su doctorado cum laude en Economía. Está comprobado que las decisiones en materia ambiental son político−económicas. ¿Es factible para Venezuela transitar hacia una economía verde? ¿Cuál podría ser la ruta?
HG− Venezuela tiene una característica, somos un país esencialmente productor de petróleo y materias primas. La producción petrolera es extremadamente agresiva para el ambiente. Los procesos de exploración, extracción, refinación, comercialización del petróleo tienen efectos que deterioran el ambiente en lo inmediato. Una causa de la contaminación del Lago de Maracaibo son los derrames petroleros, que durante décadas se han venido sucediendo ante la indiferencia de la empresa privada cuando estaba en manos trasnacionales y; ahora con la empresa petrolera nacionalizada; por eso se ha perdido uno de los reservorios de agua dulce de Venezuela. Lo vemos en la Faja del Orinoco, el petróleo pesado debe ser sometido a procesos químicos, termoquímicos para hacerlo petróleo liviano y se derivan de él desechos utilizables como carbón, coque, azufre; pero están causando daño en las poblaciones de Anzoátegui y Monagas. Cuando hablamos de desarrollo sustentable en Venezuela tenemos que poner de relieve que 95% de la base económica de nuestro país viene del petróleo; y petróleo, su explotación es sinónimo de deterioro del ambiente. Estamos casi atrapados: tenemos que vivir del petróleo, sabemos que encierra deterioro ambiental y tenemos que hacer algo urgente. Si otros países lo hacen, Noruega, por ejemplo, donde hay una explotación petrolera respetuosa con el ambiente porqué no hacerlo aquí. Entiendo que eso incrementa los costos de producción al refinar un barril de petróleo pero tenemos que hacerlo. En otros sectores la misma práctica debe aplicarse. En el sector agrícola tenemos que hacer uso racional de semillas, fertilizantes, herbicidas que aumentan la producción pero destruyen el ambiente. Esta es la obligación del siglo XXI, pasamos mucho tiempo siendo permisivos con el daño al ambiente; quizás la población era menor y no veíamos el impacto.

PCC− ¿Políticamente Venezuela puede transitar hacia energías alternativas o sustentables?
HG− La humanidad va hacia allá, marca el camino y presiona a los países productores de petróleo. En Venezuela tenemos reservas para siglos; a un ritmo de producción de 2.5 millones de barriles de petróleo, pero esa producción debe ser respetuosa con el ambiente. Podemos reactivar pozos abandonados (se habla de unos 20 mil), dentro de un severo programa de respeto al ambiente. Al recuperar 50% de éstos, pudiéramos llegar a 4 millones de barriles en un escenario de 4 o 5 años. Además, están los proyectos de la Faja del Orinoco que deben desarrollarse con estrictos controles para impactar lo menos posible.

PCC− En este apartado cabe la función contralora de la comisión? Verificarán si en la Faja del Orinoco se han hecho estudios y supervisión de impacto ambiental?
HG− Tenemos casos que nos llegan y les haremos seguimiento. Vamos a “meterle el diente” a esos casos.

PCC− ¿Abandonará la comisión como lo hizo el presidente anterior, Julio Montoya?
HG− Cumpliré con lo que he venido haciendo y con los electores; hayan votado o no por mi. No estoy aspirando a ningún cargo. Cumplí con mi labor parlamentaria de 2011. Aquí estaré a tiempo completo.

PCC− Su hoja de vida dice que habla 5 idiomas. Para comunicarse efectivamente se requieren, además, otros elementos. ¿Cuál es ese valor agregado que Hiram Gaviria aportará a la comisión para que se concreten avances en materia ambiental?
HG. No soy especialista en temas de ambiente. Mi especialidad es la producción agrícola; que tiene que ver con el tema ambiental; pero reconozco que tengo mucho que aprender mucho. Aportaré mi trabajo y dedicación plena, sobretodo una orientación incluyente.

PCC− Si no es especialista en el tema, ¿por qué está en la comisión?
HG− Nos toca a los diputados estar en distintas comisiones, la distribución de las comisiones tiene que ver con la afinidad profesional pero también con la correlación política. Estoy llegando a la comisión con el ánimo de actuar con humildad, sabiendo mis limitaciones pero también de mis capacidades de trabajo. Lo mismo he hecho en otras responsabilidades que he adquirido en las que no tenía experiencia previa tan dilatada; por ejemplo en el campo diplomático; con trabajo y dedicación saldré adelante.

(*)Miembro de Periodismo ante el Cambio Climático (PCC)

Enlace original aquí.

Anuncios

Publicado por

Xavier

Politólogo (UCV y UAB). Magíster en Estudios Latinoamericanos (USAL). Director de la ONG Entorno Parlamentario (@eparlamentario). Miembro del equipo directivo de @EducaMiranda

Y a ti qué te parece este artículo? déjame conocer tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s